How to Clean A Kornorge eBike

Cómo limpiar una bicicleta

Lo único que quieres hacer es dejar la bicicleta en el cobertizo después de una agotadora subida por las colinas. Sin embargo, es fundamental cuidar tu bicicleta. Una bicicleta bien mantenida funciona sin problemas y, en última instancia, le permite ahorrar dinero. Considere el hecho de que su bicicleta contiene una serie de piezas móviles que pueden degradarse si se exponen a la suciedad y otras partículas. Deberías darle un poco de cariño a tu bicicleta si no la has limpiado por un tiempo.
Has venido al sitio perfecto si quieres aprender a limpiar una bicicleta de montaña o quitar el óxido de una bicicleta. Aquí tienes un tutorial paso a paso sobre cómo limpiar una bicicleta.

¿Cuándo debo limpiar mi bicicleta y por qué?

Cada vez que salgas a montar, debes limpiar tu bicicleta. No es necesario que le des una limpieza completa antes de un pequeño viaje. Como mínimo deberías limpiar y lubricar la cadena. Antes de guardar la bicicleta conviene limpiarla si está cubierta de suciedad.

Debes llevar tu bicicleta a una estación de limpieza si no tienes acceso a agua limpia. Si viaja, busque alojamientos que permitan bicicletas.

Tocar la cadena con el dedo es otro indicio de que tu bicicleta necesita limpieza. Debe limpiarse si la solución se vuelve negra. Sin embargo, el ruido excesivo al pedalear indica que ciertas piezas están sucias.

Elementos esenciales necesarios para limpiar una bicicleta

Si quieres darle a tu bicicleta un aspecto impecable, necesitarás algunos elementos esenciales. En el nivel básico, debes contar con un balde con agua limpia y jabón. Otros elementos esenciales incluyen:

Lubricante

Puedes usar lubricante húmedo o seco. El lubricante seco es el mejor cuando se conduce sobre tierra. Suele ser más eficiente y amigable con el bolsillo. El único inconveniente es que se puede enjuagar bajo la lluvia. El lubricante húmedo, por otro lado, se adapta a condiciones húmedas y no se aclara bajo la lluvia. Sin embargo, la suciedad y la mugre pueden adherirse, por lo que es posible que desees frotar el exceso de lubricante. La pasta arenosa no es buena para la longevidad de la transmisión.

Desengrasante para bicicletas

Limpia las partes gomosas de la cadena de la bicicleta. Sólo debes utilizar productos respetuosos con el medio ambiente. Evite la trementina y el queroseno.

Cepillos y trapos

Guarde muchos de estos para tareas relacionadas con aceite, grasa, cera y limpieza general.

Puesto de trabajo

Opcional pero útil. Le ayuda a colocar su bicicleta a una altura cómoda y acceder a zonas de difícil acceso.

Dispositivo de limpieza de cadena de bicicleta

Hay tres tipos de cepillos de limpieza. Primero, necesitarás un cepillo de cerdas suaves para limpiar el marco. Un pincel también puede funcionar aquí. En segundo lugar, necesitas un cepillo para limpiar las zonas más sucias, como las manivelas y los neumáticos; parece un cepillo de baño. Por último, necesitará un cepillo de dientes o un cepillo de dientes de cerdas duras. Para el jabón se necesita un detergente ecológico. Por supuesto, un desengrasante también hará magia.

Un kit de limpieza de bicicletas es algo que puedes conseguir si tienes poco dinero. Incluye esponja, limpiador, lubricante y desengrasante. Necesita un limpiador especializado para eliminar el aceite, la arena y la suciedad si su vehículo tiene frenos de disco.

Puede probar algunos de los diferentes limpiadores de bicicletas disponibles. Verificar que el producto sea adecuado para frenos de disco es fundamental. Algunos productos de limpieza también sirven como desengrasantes. Estos productos son más asequibles y ambientalmente responsables. Naturalmente, elegir artículos con menor impacto medioambiental siempre es una opción.

Cómo limpiar una bicicleta en 7 sencillos pasos

1. Limpiar la transmisión

Para limpiar la cadena se necesita un cepillo especial. Lo último que desea es contaminar la superficie de frenado con suciedad. Si comete este error, es posible que se vea obligado a cambiar las pastillas de freno. Un dispositivo de limpieza de cadenas también ayudará a eliminar la suciedad rebelde; un destornillador plano también puede ayudar.

Su transmisión (cassette trasero, cadena, platos delanteros y desviador trasero) merece una atención especial.

2. Limpie los frenos de disco (superficialmente hacia abajo)

Debes limpiar la superficie del disco de freno. Tenga cuidado porque siempre habrá suciedad que puede llegar a los rotores. Una toalla de papel puede ayudarte a evitar este error.

3. Enjuaga tu bicicleta y aplica detergente.

Para enjuagar la bicicleta, necesitas una manguera de jardín, una esponja y agua. En este punto, el barro y el polvo sueltos saldrán fácilmente. La regla general es evitar apuntar al agua hacia el cubo y las bielas. Si el agua llega a estas zonas, podría ser un desastre.

Una simple manguera, un balde y una esponja eliminarán la acumulación de barro y suciedad. Si estás utilizando un lavado con chorro, debes bajar la intensidad.

4. Limpiar con cepillo

Mientras limpias la bicicleta, debes prestar atención a las piezas móviles. Un cepillo más pequeño llegará a los espacios estrechos. Recuerde la parte inferior: aquí puede resultar útil una alfombra vieja. Después de algunas limpiezas, desarrollarás una rutina.

Trabaje de arriba a abajo: juego de dirección, manillar, tirantes, frenos, tubo superior y horquilla delantera. Termine limpiando las bielas, los piñones, los platos y las vainas.

En este punto, debes concentrarte en las partes no aceitosas de la bicicleta, como el manillar, las palancas de freno, el sillín y las palancas de cambio. Si tiene un cepillo para fregar, es posible que desee penetrar en los rincones y recovecos del marco. Una vez que esté limpio, podrás detectar cualquier desgaste que haya ocurrido durante el viaje. Puedes aplicar un poco de alcohol para quitarlos del marco.

Si tu bicicleta tiene frenos de llanta, utiliza agua caliente y una esponja para eliminar la mayor cantidad de suciedad que puedas. Una vez que hayas terminado, enjuágalos bien.

Si su bicicleta tiene frenos de disco, es posible que desee utilizar un limpiador de discos de llanta. Y como son aerosoles, conviene limpiarlos con una alfombra limpia. Asegúrate de que el limpiador de discos no llegue a otras partes de la bicicleta.

Para las ruedas, necesitas cepillos más grandes que puedan llegar a todos los rincones con menos esfuerzo. Puede comenzar desde la válvula antes de tocar los cubos y los radios. Después de eso, gira la rueda para trabajar en el lado opuesto.

5. Enjuague la bicicleta

Gira cada rueda y enjuágala con agua limpia. Es posible que desees utilizar el cepillo para limpiar las áreas y enjuagar nuevamente. Es más fácil detectar problemas cuando la bicicleta está limpia.

6. Seca la bicicleta

Si tiene un soporte de trabajo, use un paño de cocina viejo para secar la bicicleta. Para la superficie de frenado utilice un spray de silicona. Esto no sólo reducirá la suciedad de tu próxima salida, sino que también la hará brillar. Mientras secas tu bicicleta, no debes concentrarte únicamente en el cuadro. Asegúrese de que no haya agua en el perno donde pueda depositarse el óxido.

Si no secas la bicicleta después de limpiarla, podrías dejar marcas de agua por todas partes. Utilice una toalla limpiadora de microfibra para hacer el trabajo.

7. Aplicar lubricante

¿Te preguntas cómo limpiar el óxido de una bicicleta? Debe consultar el manual y aplicar lubricante de acuerdo con las instrucciones del fabricante. Tenga cuidado de no aplicar sobre superficies de frenado. Para lubricar la cadena, sostenga la bicicleta hacia arriba y gire los pedales en sentido antihorario. Luego, gotee el lubricante sobre los rodillos de las cadenas y agregue un poco a los puntos de pivote.

Las otras partes que necesitan lubricación son los frenos y las palancas de cambio. Puedes aplicar una o dos gotas para que sigan funcionando correctamente. Los puntos de pivote también pueden volverse rígidos, por lo que es posible que necesiten algo de lubricante.

Para finalizar, debes limpiar el exceso de lubricante. Si no tienes cuidado, esto puede afectar el rendimiento de la moto.

Sin lubricante, la transmisión podría oxidarse y verse obligado a reemplazarla.

Si todavía te preocupa cómo limpiar una bicicleta de montaña, el proceso es el mismo.

Conclusión

Las bicicletas limpias funcionan mejor y lucen mejor. Puede proteger su automóvil de la oxidación y ahorrar dinero en reparaciones dándole algunos lavados de rutina. Todo lo que necesitas son algunas herramientas simples. Asegúrate de seguir los procedimientos antes mencionados si no estás seguro de cómo limpiar una bicicleta. Después de todo, lo que quieres es una bicicleta limpia que funcione bien durante muchos años.

0 comentarios
Regresar al blog

Deja un comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben aprobarse antes de que se publiquen.